ÚLTIMA HORA

Impulsar el valor social a través de un Centro Especial de Empleo de serigrafía en Tenerife

Canarias Noticias - 09/07/2021
Impulsar el valor social a través de un Centro Especial de Empleo de serigrafía en Tenerife

¿Qué es la serigrafía?

La serigrafía es una técnica de impresión. Un proceso decorativo que ha sido usado por la humanidad durante decenas de años. Hoy en día podemos encontrar muchas versiones, de automática a manual, y con diferentes funciones aunque, en el fondo, todas siguen el mismo proceso.

Lo que caracteriza a la serigrafía, es el uso de una malla como si fuese un troquel. Se logra al tratar la misma con una emulsión fotosensible, que permite convertir en impermeables partes del material. Básicamente, se tapan las secciones donde no deseamos que pase la tinta, haciendo así un negativo del diseño final.

En el mundo de las camisetas, la serigrafía es conocida por generar diseños de colores vibrantes y de buena calidad.

La serigrafía en la historia

Fue en el siglo XX que la técnica se volvió mainstream gracias a artistas como Andy Warhol que, con sus obras de arte, como la famosa Marilyn Diptych (el retrato de Marilyn Monroe) ayudó a popularizarla.

La serigrafía textil finalmente llegó al mundo de las camisetas en la década de los 60 cuando el emprendedor americano Michael Vasilantone, junto a su esposa Fannie, fundaron la empresa de impresión textil Vastex. A pesar del éxito que tuvieron, se dieron cuenta de que el proceso de impresión no era el más rápido. Así que se pusieron a trabajar en una nueva máquina.

El prototipo terminó siendo una imprenta rotativa doble que permitía imprimir varias prendas en una fracción de tiempo menor. Hasta el día de hoy, esta máquina se usa en la industria del textil.

Debido a que la serigrafía imprime colores uno a la vez y no como una sola unidad, los diseños para esta técnica deben ser realizados en programas especiales que permite la separación de los tonos por capas.

Telas compatibles

 

 Cuando se trata de serigrafía, las telas naturales tienden a funcionar mejor que las sintéticas. Simplemente porque absorben mejor el líquido. Las del segundo grupo tienden a estar hechas a base de plástico y aceite por lo que repelen el agua.

Esto no quiere decir que no se pueda imprimir en ellas. Sí se puede hacer pero el resultado no será el óptimo.

Si no se sabe qué tela escoger, hay que quedarse con el algodón. Es la mejor. Claro está, que 100% algodón no siempre estará disponible. En ese caso, hay que buscar una mezcla donde la mayor parte sea algodón. Mientras más fibra natural tenga, mejor será el resultado.

El grosor de la tela también juega un papel importante. Aún si se tiene dos tipos de 100% algodón. Por lo general, los textiles más gruesos absorben más tinta y por lo tanto tienen un mejor resultado.

El proceso de la serigrafía textil

Hoy en día, la serigrafía textil es más versátil que nunca. Esta técnica se realiza tanto de manera manual como automática, profesionalmente y como hobby. A pesar de esto, el proceso se mantiene fundamentalmente igual.

Por poner un ejemplo de lo que aquí decimos, Lacamisetacanaria.com, la tienda online de serigrafía en Tenerife DEKANARYAS S.L. realizan procesos de serigrafía de camisetas y accesorios personalizados mediante diferentes técnicas artesanales de estampado, utilizan tintas al agua de primera calidad que son respetuosas con el medio ambiente.

Este es un Centro Especial de Empleo calificado por el Servicio Canario de Empleo que tiene por objetivo cubrir la necesidad laboral de las personas con discapacidad.

Tienen ellos el firme propósito de conseguir la auténtica integración laboral de este colectivo en un sector perfectamente adaptado a sus posibilidades y dentro de una empresa productiva con la obligación de seriedad y de competitividad.

La inserción laboral de las personas con discapacidad es uno de los grandes retos de la sociedad en su conjunto.

El futuro de la serigrafía textil

A pesar de existir desde hace cientos de años, la serigrafía no ha cambiado demasiado y lo más probable es que en el futuro no lo haga tampoco. Al igual que el tiburón y el cocodrilo que no han evolucionado prácticamente en millones de años, ésta simplemente no se reforma porque no lo necesita.

Lo que si vamos a ver en un futuro son nuevos métodos para optimizar el proceso. Estas nuevas tecnologías pueden dar cabida a emocionantes combinaciones que nunca antes habíamos visto.

 

 

Noticias relacionadas

Noticias más leídas del día